23 ago. 2013

Conciencia Moral

Sinceramente, y desde lo más hondo de mi corazón, no entiendo a la gente que practica acoso escolar. Gente que, tan necesitada de amor propio, descarga su bronca, su odio, sus frustaciónes, en las imperfecciónes de otra persona.
IMPERFECCIÓNES. ¿Que nos hace imperfectos? Y, de esta manera, ¿Qué es lo que nos hace a nosotros más imperfectos que ellos? ¿QUÉ es lo que ellos, los "más perfectos" poseen, que les otorga una autoridad plena sobre nuestra estima?
Podríamos acá sacar a la luz temas religiosos, filosóficos, históricos, y contando. Pero creo que ninguno resuelve más que una duda pasajera. Y no necesitamos nada pasajero. Más bien, necesitamos estabilidad. Quietud.

Nosotros, como seres individualistas que somos, le vamos a echar la culpa a la sociedad, como si fuera algo externo a nosotros, sin darnos cuenta de que LA SOCIEDAD SOMOS NOSOTROS.
Pedimos CAMBIOS. ¿A quién? ¿Al Gobierno? ¿Al Papa? ¿A Dios?
Lamentablemente, tengamos la ayuda de quien tengamos, si el cambio no surge de la sociedad, entonces la felicidad va a durar poco. Terminará siendo un circulo vicioso del que, luego, se quejarán las generaciónes venideras.

Por lo cual, y sin dar mas rodeos, el cambio lo tenemos que hacer nosotros. Llegar a un punto donde lo diferente sea visto como igual. 

Desde la perspectiva de una chica que sufrió de acoso escolar en la escuela primaria debo tristemente admitir que nada, NADA, te borra de la mente esos momentos. CADA UNA de las palabras se tatúa en tu interior, y TE ASEGURO que ni 10 vidas de psicología te las hacen olvidar.
Por supuesto, uno puede "dejarlas pasar". Decir que esta "todo superado". Pero no. Porque tu Talón de Aquiles ahora es más grande. Tus debilidades son más. Tus miedos son más. Y esto hace que tu existencia termine siendo más complicada de lo que debería ser. ¿Por qué? Porque ahora, querido amigo, la opinión pública se transforma en ese monstruo que no te deja dormir. 
Por supuesto, el "qué dirán" persigue a todos... El problema surge cuando ese "qué dirán" viene con muchas pre-críticas adjuntas, porque de esta manera se termina creando un punto negro dentro de  nuestra autoestima. Cuanto más grande el punto, más oscuridad tenemos.

Pero no. Que la oscuridad no te esconda. No dejes que la negrura te domine. Vos dominala a ella. 

NO TE AHOGES.






No hay comentarios: